Carmenza

Carmenza Saldias Barreneche

Soy colombiana y resido en Bogotá, estudié Economía e hice una maestría en Planificación y Administración del Desarrollo Regional en la Universidad de Los Andes. 

He realizado la primera parte de mi vida profesional en la ciudad de Manizales, donde fui docente e investigadora en las Universidades Autónoma y de Caldas, haciendo tareas de dirección y administración académica. 

Fui creadora y directora del CRECE, Centro Regional de Estudios Cafeteros y Empresariales, entidad que este año cumple 20 años. 

Posteriormente, me dedique por algo más de una década a la función pública, básicamente en Bogotá, donde me hice cargo de la Secretaria de Hacienda, de la Asesoría del Alcalde para temas de Región y Competitividad y de la Dirección del Departamento Administrativo de Planeación Distrital.

También he sido Secretaria de Planeación de Manizales, y he realizado labores de investigación, consultoría y asesoría de manera independiente en varios periodos de mi vida profesional.

Si bien es fácil deducir mis campos de interés, pues mis estudios y vida profesional están bastante alineados, es importante destacar que toda mi experiencia publica se vincula al trabajo con entidades territoriales y que mi actividad docente e investigadora han estado predominantemente enfocadas a la economía urbana, regional y territorial, tanto en los aspectos fiscales, como de planeación, desarrollo, competitividad y ordenamiento. 

Esta dedicación a lo regional se explica por una profunda convicción autonomista y a favor de la descentralización, que no solo tiene base teórica, si no que se fundamente en la practica misma, en particular del ejercicio de gobierno de la ciudad de Bogota, cuyos resultados de la última década, son suficiente evidencia de la bondad de la Constitución Política de 1991, en la que justamente estos principios cobraron especial vigor para la ciudad.

Debo decirles que tales principios, también se relacionan con mi convicción de impulsar un modelo de ciudad inclusivo, en el ámbito del acceso al empleo, de la igualdad de género, del acceso a las nuevas tecnologías y la alfabetización digital, de las clases de edad, y de la sostenibilidad entre otros, desarrollando estrategias para aprovechar las oportunidades de futuro. 

Me gusta plantear con rigor las finanzas públicas, y explorar los límites del conocimiento y gestionarlo como factor determinante de valor añadido en la SIC.